Ahora voy yo: Luis Donaldo Colosio Riojas

Luis Donaldo Colosio Riojas se desmarca de la plataforma política de su padre, el asesinado candidato presidencial priista Luis Donaldo Colosio, aunque asegura que comparten valores.

El aspirante a una diputación local en Nuevo León por Movimiento Ciudadano pide que, al margen de la carrera que hizo su padre, a él lo vean como una propuesta nueva y refrescante.

“Yo también quiero aportar mi propio granito de arena, quiero yo aportarle al país. Ahora voy yo”, sentencia.

→ ¿Te molesta que no seas considerado por quién eres, sino por ser hijo de quien fue?

Yo soy su hijo, no soy la misma persona, tengo mis propias ideas, mis propias propuestas, hay cosas con las que coincidimos, sobre todo en los temas de valores, en los temas personales, las cosas que él como padre me pudo enseñar, pero la gente no se daba cuenta que realmente tuve muy poquito tiempo para convivir con el hombre profesional, con el político, realmente ésa era una faceta que yo en realidad nunca conocí.

→ ¿Cuáles son las diferencias?

Más que nada las plataformas, para empezar son completamente distintas, tanto él tuvo toda la intención, la libertad y el derecho de elegir su propia plataforma, de la misma forma que yo lo estoy haciendo el día de hoy.

→ ¿Estás hablando del PRI?

Exactamente, de la plataforma política y la forma en que cada uno de nosotros nos involucramos en ella, él fue un recio militante priista, eso yo jamás lo voy a negar, y él estaba muy convencido de que él podía llegar a su partido a una nueva generación de política y de servicio público.

→ ¿Sugieres que tienes un profundo sentimiento antipriista?

No, porque el PRI, como cualquier otro partido político, debe considerarse una institución digamos incorpórea, es una ficción jurídica, es una institución que es tan buena o mala como la gente que la opera y la conforma, entonces como el PRI de algún lado puede ser bueno porque la gente buena lo opera, el PRI de otros lados es malo, como el PAN por ejemplo.

→ ¿El apellido te facilita o te dificulta tus aspiraciones?

Depende del contexto, en gran medida me las hubiese facilitado enormemente si yo hubiese tomado la decisión hace mucho tiempo, porque ofertas para llegar se me han hecho desde hace muchos años, el día de hoy yo quiero tomar este apellido y utilizarlo de una forma limpia, quiero contender, quiero ser candidato. Al final del día no tengo absolutamente ningún motivo para lamentarme.

→ ¿Por qué, con el favor o el problema de tu apellido, optaste por una diputación local y no por una federal?

A mí incluso me han llegado a ofrecer senadurías, pude haber incluso empezado por una diputación federal, pude incluso haber empezado sin siquiera contender como candidato, pero creo yo que también por lo que pesa el nombre, y no por lo que ayuda, me siento yo con la necesidad de legitimar mi posición en el servicio público. Es muy importante, si quiero hacer un ejercicio legislativo congruente y a largo plazo, como pretendo hacerlo, es primero necesario y mucho más sano empezar conociendo las entrañas del ejercicio legislativo local.

→ ¿Qué exhorto harías a tus electores para que se inclinen por ti?

Conozcan por favor a fondo todas nuestras propuestas, investiguen bien a todos su candidatos, por favor salgan a votar, no caigan en la apatía electoral, tampoco caigan en el voto de castigo, ese voto anulado porque ni la apatía electoral ni el voto de castigo actualmente realmente castigan a los partidos, lo que debemos hacer es salir a participar como ciudadanía y elegir a la mejor opción. El abogado considera necesario “humanizar” a la política y el servicio que se presta a la ciudadanía, pues partidos como el PRI y el PAN han decepcionado mucho.

→ ¿Qué es para ti el PRI hoy?

Es una institución que, como todas, puede ser tan buena o tan mala como la gente. El PRI actualmente nos ha decepcionado mucho. El PAN en Nuevo León nos ha decepcionado mucho y nosotros lo que queremos es renovar a la gente que conforma todas esas instituciones políticas, queremos encabezar un nuevo movimiento de servicio público responsable.

 Fuente: Agencia Reforma