Limpieza y cuidado de animales de compañía ayudan a prevenir la Rickettsia: SSO

Oaxaca de Juárez, Oax. 19 de junio de 2018.- La limpieza en los patios y jardines de los domicilios, así como en los animales de compañía (perros y gatos), desparasitarlos y revisarlos periódicamente para determinar si tienen pulgas o garrapatas, bañarlos cada 15 días con jabón antipulgas, cuidar la higiene personal lavándose las manos después de tocar a las mascotas y animales domésticos, ayudan a prevenir la Rickettsia.

Esta enfermedad es causada por un microorganismo que comparte características tanto de las bacterias como de los virus, normalmente viven en parásitos, garrapatas, pulgas y piojos y se transmite a los humanos a través de las picaduras de estos insectos y no se transmite de persona a persona.

Ante ello los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO), señalan que dentro de la rickettsiosis la de mayor importancia es la fiebre manchada debida a la Rickettsia rickettsii (FMRR), enfermedad reemergente en México, transmitida por la garrapata “Rhipicephalus sanguineus”.

Los síntomas son fiebre, escalofríos, sudoración, dolor de músculos, sangrados leves en encías o en cualquier otro sitio y malestar general acompañado con manchas rojas en la piel, ya que estas tardan algunos días en aparecer después de la picadura del insecto.

Y es que la infección sólo se puede comprobar con un análisis en la muestra de sangre, ante ello si fueron picados por estos insectos es importante que acudan a su unidad de salud, donde el médico indicará el tratamiento a seguir, ya que esta enfermedad es capaz de producir cuadros severos y letales si no es tratado oportunamente.

Afecta a individuos de cualquier edad, pero los niños menores de 10 años y los adultos mayores de 40 años son los de mayor riesgo, ocurriendo en cualquier región geográfica con condiciones ambientales propicias para el desarrollo de la garrapata, presentándose en cualquier época del año, siendo más común en primavera y verano.

Ante ello se recomienda cambiarse la ropa diariamente, revisar el cuerpo de infantes y adultos para detectar la presencia de garrapatas y retirarlas si se encuentran adheridas a la piel, cambiar y lavar las sábanas, colchas, cobijas de la cama y todo aquello que estuvo en contacto con las mascotas, podar el pasto, cortar la maleza y limpiar patios de las hojas, desechos de animales y todo tipo de basura.

Finalmente la institución señala que de acuerdo con el boletín epidemiológico nacional hasta la semana número 20 del presente año, no se han detectado casos de Rickettsiosis y fiebre manchada en la entidad, siendo Chihuahua, Sonora y Baja California, donde existe la presencia del vector.